Ottawa, 4 ago (PL) Una veintena de nuevos focos de incendios forestales fueron detectados hoy en el noroeste de Ontario, elevando a 140 los fuegos que afectan a este territorio canadiense, confirmaron autoridades.

Expertos explicaron que el clima seco y la caída de rayos provocaron estos últimos brotes. Cerca de dos mil bomberos, incluyendo a 586 de otras provincias, luchan con las llamas desde inicios de julio.

Los focos más recientes aparecieron en bosques cercanos a las comunidades de Sandy Lake y Deer Lake, donde medio millar de familias tuvieron que ser trasladadas de sus domicilios, indicaron reportes de la televisión nacional.

Hasta la fecha, la magnitud de la floresta quemada equivale al área que ocupa Toronto o más de 550 mil hectáreas. Los incendios se intensificaron desde finales del mes pasado y ya en los perímetros de Thunder Bay, Sioux Lookout, Ottawa y Winnipeg hay casi cuatro mil evacuados.

El Ejército de Canadá emprendió operaciones aéreas a partir del pasado 6 de julio para garantizar el desplazamiento de miles de personas amenazadas por los incendios forestales, que se extienden por una zona poco poblada en el centro de este país.

Fuente: prensa-latina.cu