Próximamente el país se pintará las manos de verde participando en una revolución de conciencia, educación y buenos hábitos para preservar fuentes naturales, fomentar las buenas prácticas forestales y crear un medio ambiente saludable y sustentable.

El miércoles 19 de junio se realizó el primer encuentro de “Manos Verdes” una iniciativa apoyada por el Ministro de Medio Ambiente, Jaime David Mirabal, en donde comunicadores y amantes al medio ambiente se dieron cita en el parque Los Cocotales, ubicado detrás del Monumento Fray Antón de Montesinos en la ciudad capital.

Allí, bajo la dirección de Teodoro Escaño y Coordinación de Cinthia Núnez se dieron detalles de este espectacular proyecto que pretende captar alrededor de 30 Comunicadores a los que se les darán entrenamientos en manejo de cámara digital, realización de reportajes, edición y demás elementos que completen un trabajo audiovisual de calidad capaz de ser presentado en diferentes medios de comunicación en todo el país además de servir como material didáctico en Escuelas y Colegios.

Con esto, cientos de centros educativos, la comunidad del internet y la ciudadanía en general podrán tener a su disposición una cantidad de temas propios del medio ambiente enfocados de diversas formas y contextos, según el criterio y la creatividad de los autores involucrados.

La convocatoria para que comunicadores, periodistas, trabajadores en el área medioambientalista y todo aquél que sienta amor sincero en el desarrollo de esta área, continúa abierta, para que formen parte de la próxima reunión de Manos Verdes, la que se llevará a cabo el próximo miércoles 25 de junio a las 3:00 PM en el parque Los Cocotales, detrás del Monumento Fray Antón de Montesinos.

Manos verdes agrupó en su primer encuentro, jóvenes entusiastas, emprendedores y prestos para armar la más conmovedora revolución en todo el país; no solo sus manos están pintadas de verde, también sus corazones, esperanzados en que cada día se sumen más a esta cruzada que favorece cada recodo de esta maravillosa isla.

Por: Odenisse Peralta.-